Regeneración Urbana: Factores positivos y negativos

¿Qué contribuye a la regeneración urbana? ¿Qué es regeneración urbana? ¿Lo nuevo?

Veíamos el guiñol de Jesulín con cierta superioridad porque, el pobre, todo lo reconducía a su visión, que resumía tan bien el latiguillo que le hizo celebre, «esto es… como un toro». La concepción de la acción urbanística como la generación de nueva ciudad actúa como un filtro que condiciona nuestra visión de la realidad.

Esta visión nos lleva a identificar degradación urbana con deterioro de la edificación y de la urbanización y, simétricamente, identificar regeneración con obra nueva o rehabilitación. Os propongo una reflexión: la comentada Seseña, todo recién estrenado, pero… ¿tiene riesgo de degradación?

No hace mucho estuve en el traumatólogo por un problema de cervicales y me dijo que no tenía nada, en un primer momento pensé que lo decía con la mejor intención, porque aliviando mi preocupación llevaría mejor la dolencia; ahora creo que, sobre todo, es que él no podía hacer nada (el osteópata me recomendó unos sencillos ejercicios con los que estoy mucho mejor o incluso bien, gracias).

Volviendo a Seseña, ¿no será que como nosotros, los urbanistas, no tenemos ningún remedio para sus problemas, pensamos que no procede ninguna actuación de regeneración urbana?

Un reciente artículo de El Viajero destacaba diez barrios europeos que se habían puesto al rojo vivo.

El artículo enfoca la cuestión desde la misión de la publicación de animar a viajar. A mi me ha recodado la primera vez que estuve en Kreuzberg y la perplejidad que me causó ver que el ambiente, la vitalidad de aquel barrio, convivía con un importante deterioro urbanístico (qué contraste con, p.ej., la Potsdamer platz!). Pero no supe aprovechar la perplejidad para poner en cuestión la visión de que obras recientes sea sinónimo de regeneración.

Barakaldo también ha sido un buen ejemplo. Hoy, la mayor parte de Barakaldo se ha renovado, pero hasta mediados de los 90 el deterioro de la edificación y la urbanización eran espectaculares; sin embargo, los barakaldeses querían vivir en Barakaldo y muchos de los que se fueron, volvían con asiduidad a potear, echar la partida…

Es cierto que en muchos casos la degradación urbana y la pobreza van de la mano, pero no siempre; y es cierto también que las inversiones en obras (nueva edificación, rehabilitación o urbanización) ahuyentan la pobreza o la entierran bajo el cemento. Pero ni lo viejo es incompatible con un barrio socialmente eficiente, ni lo nuevo garantiza que la ciudad sirva para que apetezca vivirla.

Sin embargo, es generalizada la concepción de que nuevo es igual a bueno, lo que convierte la renovación en un objetivo en si mismo. Casi todo nos aboca indefectiblemente a ello: Desde el refranero (obras son amores…) hasta el indicador por excelencia, el PIB. Es curioso que la exposición de motivos de L3R se ajuste milimétricamente a esta concepción a pesar de venir motivada por iniciativas europeas como la Declaración de Toledo, mucho mejor orientadas.

Es posible y probable que la renovación de la ciudad este dando lugar a barrios condenados a reproducir los procesos de degradación porque nos limitamos a extender recetas sin analizar las causas de los síntomas.

¿Identificamos los factores que han provocado la degradación de los barrios que regeneramos?

¿Evitamos la reincidencia en estos factores?

¿Cuál es el objetivo de la regeneración, subir el PIB o hacer ciudades que apetezca vivirlas?

¿Qué otras medidas contribuirían a la mejora de la eficiencia y competitividad urbana?

The following two tabs change content below.

Natxo Tejerina

Licenciado en Derecho (Deusto, 1979). Abogado (Bilbao, 1980-1991), Profesor en los cursos de urbanismo del IVAP (1995-2020). Funcionario en diversos ayuntamientos desde 1991, actualmente en Urbanismo del Ayuntamiento de Barakaldo en periodo sabático.

3 pensamientos en “Regeneración Urbana: Factores positivos y negativos

  1. GORKA CUBES

    Interesantísima reflexión Natxo.
    Sin ir más lejos tenemos aquí mismo un ejemplo clarísimo de lo que mencionas: la plaza Euskadi. Santo y seña del bilbaíno Abandoibarra, quizá llamado a ser el nuevo centro de Bilbao, aunque sólo fuese por su posición baricéntrica en la ciudad y centro de gravedad futuro con el desarrollo de Zorrozaurre. Fracaso rotundo como diseño de ciudad… Desde cuando una plaza es una solución de borde?
    Muy elogiada y premiada la operación de Abandoibarra, con errores graves desde el puro diseño: como esta plaza de borde, (vista desde Deusto más parece un biombo de ciudad de cartón de película del oeste), encima revirada caprichosamente… grandiosa la oportunidad perdida de ampliar el parque hasta el borde de la ría, o un trazado viario y tranviario aleatorio, con una sección de calzada sin sentido. Sección transversal con siete plataformas para hacer lo mismo.
    El diseño también influye.
    Perdón por lo cascarrabias mañanero.

  2. José Antonio

    Tienes razón Natxo. Conoces lo que se está haciendo en la ciudad de Madellín en Colombia?. Es un escalón muy bajo de necesidad de recuperación socio-urbana, pero lo ejemplar es la actitud holística de su planteamiento

    1. Natxo Tejerina

      Hola Jose Antonio. Si tengo mucho interés por las intervenciones de Medellín. Lo que conozco no me ha permitido alcanzar a ver ese carácter holístico que mencionas, pero si me ha parecido muy interesante idea de la acupuntura urbana que parece haberse seguido y que me parece muy fructífera para intervenciones con recursos sean escasos (todas las futuras). Como has adivinado, el post va por ahí. Respecto a Medellín ya hemos localizado a un amigo de un amigo que… y esperamos sacar un rato para investigar y compartir. Gracias

Leave a Reply

Your email address will not be published.